La Educación Especial como negocio.

Otro post en el que soltar tensión y rebajar el cabreo generado por cosas que he visto en la red.

Soy un ferviente defensor de la limitación y selección de casos en los que  realizar diagnósticos cerrados de dislexia, TDAH, problemas de aprendizaje, discalculias y todo un conjunto de términos diagnósticos relacionados con el aprendizaje y la conducta.

El interés por la clasificación de estas “alteraciones de la norma” en nuestro alumnado y el etiquetaje de tal o cual problema viene dado, según quién pida este diagnóstico, por diferentes razones*.

En los docentes:

En la mayoría de los casos que me he encontrado en mis años de docente, estos diagnósticos emitidos una vez comenzado el periodo de escolaridad del niño o niña, se han hecho por el simple motivo de descargar responsabilidades asignando al problema que lleva asociado el alumno el fracaso escolar o por justificar una mala praxis educativa en la necesidad de una atención especializada. Existe también una petición de ayuda y de diagnóstico pero acompañada de unas orientaciones “posibles” en el aula que no siempre estamos dispuestos a asumir o que conllevan el organizar estrategias de atención pensando en un alumno obviando al resto.

El más frecuente de los motivos es la búsqueda de un plan alternativo que conlleve la salida del alumno del aula.

Existe también la petición de diagnóstico centrada en las ayudas (esta es la opción ideal)  y en los tratamientos recuperadores más efectivos que podemos ofrecer con los medios a nuestro alcance.

En las familias:

Lo terrible del caso es encontrarse a familias que recorren consultas médicas y psicológicas privadas en busca de un diagnóstico que les absuelva de la responsabilidad educativa.  Diagnóstico que se suele dar en muchas ocasiones achacando la culpa a la escuela y a su “clara ineptitud” para poder atajar dichos problemas. Menos mal que siempre existe un centro privado que tiene unas técnicas milagrosas y que conseguirá en poco tiempo recuperar para la normalidad a esos chavales que tan mal lo están pasando en las escuelas que los desatienden. (por supuesto escuelas públicas)

Está documentado el caso de las familias que no cesan en su empeño de ver a su hijo diagnosticado de los que personalmente llamo enfermedades de Einstein, (él las tuvo todas…) como la dislexia, la epilepsia, los problemas conductuales, de socialización, de comunicación… lo que tranquiliza, increiblemente, a las famlias afectadas.

Otro problema muy aceptado hoy en día como causa de los problemas de aprendizaje de nuestros hijos es el síndrome de Asperger. (esto lo padece todo científico “raro” que se precie y también lo tiene Bill Gates lo que da muestra de su excelencia y potencialidad)

Denuncio la manipulación que de estos problemas se hace a expensas de la familia que ante el desconocimiento, intentan ofrecer un tratamiento personalizado en este tipo de centros privados, presuponiendo que en las escuelas públicas esto no sucede y es precisamente en ellas donde se disponen de los mejores medios personales y materiales para poder dar esta atención en las condiciones idóneas de socialización y normalización.

Como muestra de la manipulación traigo a este post varios ejemplos:

1. RTVE emite un reportaje en el programa Documentos TV denominado palabras al viento sobre el tratamiento de la dislexia. Cualquier docente que se dedique a la atención a la diversidad en Andalucía, la comunidad que conozco, se rebelará ante este tipo de afirmaciones sobre la desatención del alumnado en colegios ordinarios públicos. El reportaje en sí no tiene desperdicio.

Hijos de…  dicen claramente “insuficientemente atendida por la educación pública…” en el momento 1,16 del video. Tendrán poca vergüenza. No lo admito, no lo consiento, me están insultando. Soy y he sido PT en un centro y no me sale del alma aceptar un insulto de estas características por gente que demuestra no tener ni idea de lo que está diciendo. Admiro las técnicas innovadoras que he podido observar en este vídeo y de las que no tenía ni idea hasta ahora. A partir de ahora les preguntaré a mis alumnos como empieza la palabra “palco” y si empieza igual que plata…

Lo de la compañera del centro público de  Madrid en  el minuto 19 es de traca. Aconsejar un centro privado por no poder  hacerles hueco….. ¡Alucino!

2. Un brillante artículo sobre los resultados de las investigaciones realizadas en el diagnóstico del TDAH.
3. Resolución de los problemas ocasionados por la dislexia.
Solo diré que tras tantos años, ya era hora de que nos diésemos cuenta de que aumentando la separación y el tamaño de las letras los efectos se minimizaban. “INCREIBLE”
4. Y esto es otra joyita… Las empresas de videojuegos intentando hacer negocio fácil.
*Evidentemente generalizo, y toda generalización es pobre.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s